Actualidad

Recibe Disco de Diamante de la RIAA…

Por su álbum 3.0

 

Marc Anthony sigue haciendo historia. Su álbum ganador del Latin GRAMMY® 3.0 (2013) se ha hecho acreedor de Disco de Diamante, otorgado por la asociación de la industria de grabaciones (RIAA por sus iniciales en inglés). Marc Anthony es el primer artista de salsa y 3.0 es el primer álbum del género en lograr esta hazaña.

Afo Verde, Chairman y CEO de Sony Music Latin Iberia, presentó el reconocimiento a la superestrella durante una ceremonia virtual que se llevó a cabo el pasado jueves.

Celebrando este logro, Verde afirmó, “Trabajar con Marc es un gran honor para todos nosotros en Sony Music. Él sigue rompiendo récords una y otra vez, y crea nuevos récords por si solo. Es maravilloso ser testigo de esto, y de su grandeza. Solo un artista como él podría alcanzar estas hazañas históricas. Su música es para siempre. Marc ha demostrado que sus grabaciones, no solamente en su estreno, sino cinco, diez, veinte años después, son atemporales y serán coreadas por todo el mundo a lo largo de sus vidas. ¡Felicidades, Marc!”

Marc añadió, “La llegada de este nuevo logro precisamente en estos momentos me llena de inspiración y gratitud. 3.0 fue un álbum y una producción que yo consideraba arriesgada en el momento de su lanzamiento, donde la industria de la música comenzaba a cambiar. La aceptación de 3.0 fue una afirmación bien importante en mi carrera y para mi instinto como creador de música. Este logro lo quiero compartir con mi equipo de trabajo, todos mis fanáticos y Sony Music por su continuo apoyo”.

De 3.0 se desprendieron los mega-éxitos “Vivir Mi Vida”, “Flor Pálida” y “Cambio de Piel” entre otros, haciéndose acreedor al Latin GRAMMY® por “Mejor Álbum de Salsa”. Además, el disco obtuvo cinco Premio Lo Nuestro; dos Premios Juventud; diez Premios Billboard de La Música Latina, tres Billboard Music Awards, al igual que reconocimientos especiales de Univisión y Telemundo.

El ícono global actualmente se encuentra trabajando en música nueva.

Crédito de fotografía: Gianni Rodríguez