Entrevistas

Silvestre Dangond

“Vamos a disfrutar un desahogo mutuo”

 

Por Rossana Azuero

Es irónico, pero en el momento más brillante de su carrera el cantante Silvestre Dangond, como muchos artistas, no ha podido disfrutar de ese aplauso de su público, Por eso regresa con un vallenato vestido de mucho romanticismo, ese vallenato de antes, el sentimental, el corta venas, y que, en su sentida interpretación, nos abraza musicalmente.

Qué tal si te enamoras de las locuras mías,
qué tal que te hagan falta unas noches divertidas.
Qué tal que yo te pinte los labios de sonrisas

“Las locuras Mías” es el lanzamiento del primer sencillo del decimocuarto álbum de estudio de Silvestre, y acerca de esto admite que el proceso de escoger las canciones no fue planeado y asegura que tocó las puertas para que nada fuera virtual si no presencial.

“Cuando me di cuenta de todo lo que estaba escogiendo, tenía la oportunidad de hacer un álbum vallenato. Yo siempre digo que para hacer un álbum como este no podría hacerlo si no tuviera las canciones, pero cuando vi que tenía todos esos diamantes, todos esos quilates de oro hechos canción, me dije: bueno, aquí Dios puso en mis manos el hacer un álbum vallenato sin yo buscarlo. Pero no fueron muchísimas canciones para que sepan, no, las que me iban llegando las escogía y en total fueron diecisiete, escribiendo cuatro de ellas”.

Y agrega Dangond.

“Lo primero es que yo me robo las canciones de los que escriben, trato de hacerlas mías, trato siempre de cantar una experiencia vivida. Yo le he cantado a cosas que no me han pasado y eso me preocupa pues me terminan pasando. Hay canciones que llegan y sino no la estoy viviendo de una manera real las guardo, después las termino grabando cuando ya me pasa”.

Acerca de la producción discográfica “Las locuras Mías”, que tardó cerca de 8 meses y contó con la participación de su banda, Silvestre afirma que lo tituló así porque compagina con su nombre.

“Es que el sinónimo de Silvestre Dangond es sinónimo de una locura cuerda, de alegría, de baile, de espontaneidad. El nombre cae como anillo al dedo a pesar de que mucha gente creyó que esta canción era movida, sabrosa, recochera y se llevaron la sorpresa porque es totalmente romántica”.

“Tengo Un Dios” es el segundo sencillo del álbum Las Locuras Mías. Inspirado en uno de sus ídolos, Diomedez Díaz, Silvestre reunió a su equipo creativo de Sony Music, encabezado por Guillermo Mazorra, para darle vida a una idea que resultó en una completa hazaña: vincular una canción del Cacique de la Junta, transformar sus sonidos y mezclarlos con una canción del nuevo álbum. La canción elegida del álbum de Silvestre fue “Tengo Un Dios”, y la canción elegida del infinito repertorio de Diomedes Díaz fue “Lucero Espiritual”. De ahí en adelante la tarea del ingeniero de sonido Humberto Chaparro fue el procesar las cintas originales en 2 pulgadas y pasarlas a digital para tener la sesión. Y fue así como Silvestre obtuvo el material del que utilizaron parte de los instrumentos como la percusión, y tomas originales de la caja, con Tito Castilla, Guacharaca, con Jesualdo Ustaris, las Congas, con Héctor ‘Tico’ Rojano y el resto de instrumentos fueron grabados de nuevo con los músicos de Dangond.

‘’Aquí se obtuvo la esencia original de la aclamada canción de Diomedes Díaz, la percusión, y pudimos convertirla en un sonido fresco del vallenato. Lastimosamente “Tengo Un Dios” se filtró entre los seguidores, una eventualidad que pocas veces ha ocurrido en mi carrera musical”.

Y para todos los silvestritas, Dangond anunció su concierto virtual en vivo a realizarse el 21 de noviembre desde el emblemático Río Guatapurí en Valledupar, y para quienes aún no tienen su boleto pueden obtener más información AQUI .

“Cuando se me dio por decir un concierto virtual, lo que menos me imagine era que terminaría haciéndolo en el rio, esto porque un día me levanté y lo pensé, porque no hacerlo. Pero si se puede lograr y como soy un hombre soñador, que le gustan las cosas diferentes, eso va con la personalidad y con la forma de trabajar.”

“Aquí, en este concierto, vamos a disfrutar de un desahogo mutuo, el mío de cantarles y ustedes de verme, pero recuerden lo que siempre les digo, que sigan a su corazón porque es la única manera de ser feliz, y lleven la vida con amor, con paciencia. A veces eso se hace hasta difícil porque las preocupaciones lo agobian a uno y hasta lo enferman, pero siempre hay una luz al final que es la que te da la fuerza. Por ejemplo, a mí la luz más grande que tengo ahora es el fenómeno que está pasando con esta canción, “Las locuras Mías”, después de muchísimo tiempo me he dado cuenta de que Dios tiene el control”.